11 de octubre de 2011

´fetivamente

Adhiero esta vez a la afirmación de Rimbaud:


"Terminé por encontrar sagrado el desorden de mi espíritu".


O no sé, es medio un falso un consuelo.

1 comentario:

nv dijo...

muy práctico, lo tomo ya